En el libro “A mamá se le cae el pelo” un niño cuenta lo que pasa en su familia cuando a su mamá le diagnostican cáncer. El niño observa los cambios que se van dando en el entorno y en los adultos, se hace preguntas, reacciona, le explican y aprende.

Es un libro para ser leído por niños en compañía de adultos, una herramienta para el diálogo. Puede ser usado por padres, terapeutas, educadores, trabajadores sociales. El objetivo es que la historia sea un disparador o punto de partida para abordar esta temática difícil y compleja, conversar en familia, y que los menores expresen los temores que pueda generar.

La historia funciona a dos niveles. En el primer nivel el protagonista observa, cuenta lo que ve en su lenguaje sencillo, nota los cambios sutiles que ve en la madre, el padre, la abuela, su hermana. En todo momento está presente la ternura, no se apela a los “golpes bajos”.

En un nivel más profundo estas señales pueden tomarse como punto de partida para que el niño exprese los miedos e inseguridades que esta situación le provoca, y pueda expresarlo o dialogarlo con los adultos en una lectura en conjunto. Por otro lado, el adulto puede acercar este tema tan difícil de hablar, y compartir con el niño sus miedos.

CAMINOS

El proyecto consta de varias partes que se suman para potenciar su objetivo:

El libro álbum infantil, que cuenta la historia y además incorpora consejos de especialistas sobre cómo abordar el tema de distintas formas según la edad del niño.

Un plan de comunicación y difusión nacional para que llegue a sus destinatarios: familias, instituciones, organismos.

Talleres de sensibilización.

Lanzamiento con charlas a cargo de especialistas.

 

EQUIPO

Sussy Asuaga

Sussy es quien inspiró este proyecto. Le diagnosticaron cáncer de mama en el año 2015. Está casada y tiene dos hijos adolescentes. Conoce bien los silencios y temores que esta enfermedad genera. Está convencida de lo importante que es hablar con sinceridad, responder las dudas y llamar a las cosas por su nombre.

Alicia Escardó

Alicia es escritora y ha publicado varios libros para niños. El tratamiento contra el cáncer de su amiga la conmovió especialmente y vivió muy de cerca las ilusiones, temores y desánimos que genera. Su deseo es que este proyecto sea una ayuda para iluminar los silencios y desanudar las palabras difíciles.

Manuel Rivoir

Manuel enseguida se entusiasmó con el proyecto. Tiene el talento necesario para recibirlo desde su sensibilidad, y además poner cabeza como gestor cultural para llevarlo adelante de la mejor forma posible. La comunicación, la identidad gráfica, las alianzas y lo comercial, están en sus manos.

Claudio Del Pup

Claudio ha ilustrado esta historia. Los personajes y escenarios han tomado forma en sus manos, y esto es literal. El volumen que le brinda la técnica de collage que ha elegido le da cuerpo y vuelve casi reales a los protagonistas de nuestra historia. Además se encarga del diseño del libro y coordina la edición e impresión.

PROCESO

Nuestro cuerpo son nuestros jardines, nuestras voluntades son nuestros jardineros.

William Shakespeare

Escribir sobre este tema, siempre es complicado. Estos últimos años han sido particulares, tanto para mi en lo personal como para algunos seres queridos cercanos.

Este proyecto de libro para niños, escrito por Alicia Escardó en base a textos y vivencias de Sussy Asuaga, intenta de manera tierna, delicada pero directa la explicación de una nueva realidad que afecta sin duda a nuestros niños.

Cuando surje la idea de ilustrarlo, me fue imposible negarme, aunque siempre desde la duda de tener la capacidad de acompañar al texto original con una propuesta a la altura del desafío.

Dado que en mis obras recientes el collage ha irrumpido en forma natural, se me ocurre que es posible ilustrar reciclando cartones, papeles, retazos de tela, llevándolos a la recreación de una realidad fácilmente comprensible por pequeños primeros lectores. 

Estas ilustraciones aparentemente rústicas, con varios planos de un bajorrelieve anunciado por las sombras generadas al fotografiarlas son además el trampolín para que la imaginación vuele.

Ojalá el proyecto llegue a buen puerto. Pero si no fuera así, igualmente ha sido un ejercicio del cual siempre se aprende y me ha permitido tener cerca durante toda la etapa de creación a Sussy, Anna, Sylvia, entre miles de jardineras de una voluntad inquebrantable.

 

Claudio Del Pup

APOYOS

                                                            

 

 

¿Quieres apoyar? ¡Contáctanos!

Este es un proyecto de

 

 

 

 www.cra.uy    |   Montevideo, Uruguay 

Gracias por tumensaje.